conservacion

¿Por qué CONSERVAMOS?

Bolivia es uno de los 15 países del mundo con mayor riqueza biológica: ocupa el onceavo lugar por su riqueza florística, el tercero por la abundancia de sus mariposas y el sexto por su diversidad de aves.

Madidi tiene una extensión de 1,8 millones de hectáreas, menos del 0,0037 % de la superficie del planeta, pero alberga el 3% de plantas, casi el 4% de los vertebrados y el 9% de las aves del mundo.

Pero estamos viviendo una situación alarmante!

«Un total de 68 especies de animales están en estado crítico y en peligro de extinción, de 314 especies amenazadas debido a la caza ilegal, la deforestación, la contaminación ambiental y la falta de leyes de conservación», se lee en el comunicado de prensa.

Es el caso de Mamíferos en peligro: el titi o gato andino, el guanaco, el quirquincho, la londra o nutria gigante, el quilimero o chancho del Chaco, la Taruca o ciervo de montaña. Entre las vulnerables está el tatu gigante o pejichi, el mono araña, el bufeo o delfín rosado y el jaguar.

Aves en peligro figuran la paraba barba azul, la paraba frente roja de los valles secos, entre las vulnerables, el condor, el águila harpya, la paraba Jacinta del pantana, la choka gigante. Reptiles en peligro figura el lagarto o yacaré y la tataruga, y como vulnerable el caimán negro.

Nuestro objetivo es fortalecer la capacidad de conservar paisajes relevantes y especies prioritarias, generando mejores prácticas de manejo de recursos naturales y contribuyendo a la interacción entre desarrollo sostenible y conservación de la vida silvestre.

¿Cómo CONSERVAMOS?

Rescate y reintroducción de animales salvajes

Hoy en día nos enfrentamos a un grave problema al que dedicamos mucho tiempo y esfuerzo a contrarrestar: el tráfico de animales silvestres. En Rurrenabaque y los pueblos de la región, es una actividad muy extendida. El mercadeo es habitual no sólo de forma clandestina sino también en las ferias. Porque la población conoce nuestra labor de rescate, es frecuente que nos ofrezcan directamente animales que han sido encontrados heridos o en situación de desprotección.
Rescatamos a animales que encontramos heridos en la reserva, sin embargo, la gran mayoría de animales que nos entregan, son provenientes del tráfico o huérfanos de animales cazados. Animamos a contactar con nosotros a cualquiera que tenga interés en participar en la reintroducción a través de nuestro programa de voluntariado.
El equilibrio de la gran biodiversidad de la reserva es cuidadosamente respetado y se valora detalladamente cada posibilidad de readaptar a la vida en el monte a animales recuperados de condiciones de vida en cautiverio. Con las especies más amenazadas, que son las que nosotros rescatamos, la reintroducción es un proceso lento y delicado.
Nos llena de satisfacción ver la independización del animal, es el resultado de un esfuerzo y atención continuado, pero también de saber dar el afecto y el cuidado justo que el animal necesita para su correcta emancipación. Con el acercamiento de los turistas a estos animales creemos que ayuda a concienciar sobre el valor de este gran tesoro que está perdiendo Bolivia.
Recientemente hemos estado reintroduciendo tapires, parabas, monos araña, monos aulladores, margueys, loros, oso bandera, boas, anacondas, perezosos, etc. Ya se pueden imaginar que algunos tienen un proceso muy largo antes de ser independientes, por eso es común ver a nuestro staff y turistas interactuando con alguno de los animales rescatados.

 

Senderos
Los senderos fueron establecidos con el propósito de ampliar la protección de la Reserva Serere, el equipo de monte usualmente monitorea los puntos extremos no accesibles por río a pie. Una vez habilitados los senderos se integró a los guías para que puedan hacer parte del monitoreo con los turistas, en la zona de uso Extensivo No Extractivo, logrando de esta manera sensibilización a través del turismo.

Agroforestación
La agroforestación es un sistema de uso de tierra que integra árboles productivos, cultivos, personas y animales para lograr en el mismo pedazo de tierra, productividad.
Mediante la agroforestación logramos una producción sostenible tanto para la fauna como para los seres humanos que habitamos aquí.
En la Reserva Serere existen zonas con concentración de plantas productivas como el cacao y café que tienen potencial para ser sosteniblemente extraídos para su consumo o comercialización, cuyo objetivo también es mantener el equilibrio ecológico.
Los cultivos que se tienen son varios chacos, uno de los cuales está en recuperación del daño de inundaciones. Dichos chacos están ubicados específicamente para no deforestar. Lo que se realiza es una inspección para localizar zonas de poca población vegetal nutridas por sedimentos que trae el río o los cuerpos de agua, lo cual hace que se acelere la recuperación o proliferación de flora.

Reforestación
Madidi Travel invirtió para reforestar plantines de mara en un intento de recuperar estos bosques a su estado original. Se estableció una zona de recuperación la que fue verificada en visita de personeros del INRA en diciembre de 2015. Se está trabajando principalmente con árboles frutales, medicinales, y de maderas preciosas.

Patrullaje
El patrullaje es de vital importancia para lograr la conservación de la Reserva Serere. Se hace patrullaje en bote de extremo a extremo en los puntos límites de la Reserva con el Río Beni para poder verificar que no ingresen cazadores o madereros. El patrullaje a pie se realiza por los integrantes del equipo de monte en la zona intangible y demás áreas, y los guías con grupos de turistas apoyan con presencia en la zona.

Limpieza de lagos
La limpieza de los lagos consiste en extraer parte de las plantas acuáticas para permitir la oxigenación del agua y por otro lado el ingreso de rayos del sol para lograr el equilibrio de la vida acuática en los cuerpos de agua. Esto ha mantenido a los lagos viables.

¿Quienes CONSERVAMOS?

En Serere convive el personal de monte, con el personal que ofrece el servicio directo a los turistas y los voluntarios. Gracias a todos ellos y al personal de las oficinas de Rurrenabaque y La Paz, nuestro proyecto conservacionista sigue caminando.
Conoce a los CONSERVACIONISTAS
Nuestro Equipo de monte

Nuestro Equipo de monte

@Reserva Serere

El equipo de monte merece un reconocimiento especial porque el trabajo en la selva es agotador y la vida aquí sólo es posible por ellos. Todos ellos son de pueblos y comunidades Tacanas, Tsimanes, Mosetenes, Maropa, Reyesanos, Leco y otras del Mosaico Madidi.

Trabaja con nosotros el personal con la mejor predisposición para la protección, monitoreo, agroforestería y por supuesto, servicio al turista. Todo nuestro personal fue criado en la selva por lo que tienen un profundo conocimiento y experiencia de la misma. Aquellos que vienen a conocer la reserva nos dicen a menudo que nuestro trabajo incansable es toda una lección para entender las exigencias de la vida en la selva. De sol a sol, el personal de monte hace las tareas en los chacos, lagos, caminos además de estar limpiando y acarreando víveres y equipajes. Pero también son quienes construyen, hacen el mantenimiento de sendas e infraestructura, hacen el monitoreo, etc. Pero lo más importante, es el equipo que hace el patrullaje y protección.

Nuestros Guías

Nuestros Guías

@Reserva Serere

Evidentemente la labor de los guías es imprescindible y a ellos les atañe enseñar y explicar el trabajo de conservación que hemos realizado y seguimos haciendo. Los guías llevan a las visitas a través de los senderos y cuerpos de agua que ha habilitado el equipo de monte, interpretando la extraordinaria riqueza de la reserva.

Nuestros Visitantes

Nuestros Visitantes

@En todo el mundo

Una de las mayores recompensas es poder compartir buenas vivencias con los visitantes durante su estancia, que nos transmiten optimismo y admiración, tanto por nuestra labor conservacionista como por la naturaleza de este santuario. Tiene un gran valor compartir esta experiencia con viajeros que aman a la madre tierra que hacen posible y colaboran con nuestro trabajo y nos ayudan muchísimo a difundir un mensaje de conciencia y responsabilidad.